Saltar al contenido

Lavar ropa más fácil y rápido

Lavar-ropa-más-rápido-y-fácil-image

Gracias a la posibilidad de tener lavarropas u otras facilidades, lavar no ropa no está dentro de las tareas más complicadas del hogar. Pero de todos modos, para que esta tarea sea aún un poco más sencilla, hoy te traemos un par de consejos que serán de gran ayuda.

1. Clasifica antes de lavar: es de vital importancia separar la ropa de color de la blanca. Para facilitar esta tarea es útil tener dos bolsas o dos canastos donde ir colocando la ropa a medida que se ensucia. Tener una tercera bolsa o canasto para la ropa delicada es una buena opción a su vez.

2. Aprovechar productos de prelavado: estos permiten eliminar manchas difíciles, como las de café, aceite, salsa de tomate o tinta. Así no será necesario lavar inmediatamente.

3. No perder tiempo buscando manchas: para no tener que perder tiempo revisando cada prenda en busca de manchas, utiliza directamente un jabón en polvo o detergente formulado específicamente para eliminar manchas.

4. Hacer lavados más cortos: en lugar de elegir el ciclo de lavado largo, utiliza el ciclo de lavado más corto, pero con la temperatura de agua más elevada que sea segura para la tela. De esta manera la ropa saldrá igualmente limpia en menos tiempo, y además ahorrarás agua y energía.

5. Reducir tiempo en secarropas: ordenar otro ciclo de centrifugado extra cuando el lavarropas haya finalizado el ciclo. De esta forma se eliminará el exceso de agua y el secador de ropas demorará menos tiempo.

6. Evitar la plancha: aunque no podremos evitar tener que planchar algunas cosas, si sacaos la ropa de la secadora apenas termina el ciclo y la sacudimos de inmediato, para estirarla, lograremos evitar tener que planchar varias prendas.

7. Guardar la ropa limpia: si bien no tenemos ningún truco para ayudar a guardar la ropa limpia más rápido, siempre podemos pedirle a nuestra familia que nos ayude guardando cada uno su ropa cuando les dejas la pila de ropa limpia en la habitación.